Clicky

7 tratamientos para la disfunción erectil

El tratamiento para los hombres inútiles de tener una erección dio un enorme salto cara adelante cuando se introdujo en los 90 el primer fármaco oral para la disfunción eréctil, el viagra. Mas recientemente se han dado pasos esenciales en un sinnúmero de otros tratamientos para la disfunción eréctil, desde medicamentos de venta libre hasta implantes quirúrgicos y supositorios.

tratamientos para la disfuncion erectil

No obstante, diagnosticar su disfunción eréctil no es una gran idea. Si tiene inconvenientes para conseguir una erección, es esencial que vea a un médico antes de proseguir cualquier tratamiento. Podría haber una explicación médica para su condición, es decir otros factores estar en juego como por ejemplo la obesidad.

Tratamientos contra la disfunción erectil

1. Pastillas

Viagra, Cialis y Levitra combaten la disfunción eréctil relajando el músculo plano del pene, un proceso que aumenta el flujo sanguíneo y deja una erección.

La eficiencia de estos inhibidores de la fosfodiesterasa tipo cinco está bien documentada. Los fármacos para la disfunción eréctil son setenta por ciento efectivos para dejar que el pene alcance la dureza para la actividad sexual.

Y las pastillas en general se consideran seguras. Los efectos secundarios pueden incluir cefaleas, congestión de los senos paranasales e indigestión, pero en general son efectos leves.

Si está tomando drogas para la disfunción eréctil, no tome nitratos, como las pastillas de nitroglicerina para el dolor torácico o bien las drogas recreativas conocidas como “poppers”. La combinación puede reducir la presión arterial a niveles peligrosos e inclusive ocasionar un ataque cardiaco.

2. Inyecciones

Si los fármacos orales no marchan, el médico podría aconsejar inyectar un fármaco de manera directa en la base o bien el lado del pene con una aguja enana o bien introducir un supositorio en la uretra.

El medicamento inyectable es una sustancia semejante a las hormonas que ponen en marchar las pastillas para la disfunción eréctil. Incluso el médico puede enseñarle a efectuar las inyecciones mismo en su casa.

3. Supositorios

Para los hombres que prefieren no inyectarse o bien tener temor a las agujas, se encuentran disponibles supositorios pero no son tan efectivos como las inyecciones. La inyección es una administración directa de fármacos al pene, al tiempo que el supositorio se introduce en la uretra y cuando se absorbe, pierde una parte de su fuerza.

Los dos métodos tienen exactamente la misma reacción: los hombres que emplean inyecciones o bien supositorios con frecuencia afirman que se distancian de la espontaneidad del sexo por el hecho de que toma tiempo para preparar y regentar los fármacos.

4. Bombas de vacío

Las bombas de vacío del pene son bastante eficientes en el incremento del flujo sanguíneo al pene y están libres sin receta médica a un costo parcialmente bajo. El proceso de bombear aire fuera del cilindro extrae la sangre cara el tejido eréctil. Para continuar erguido tras retirar el cilindro, es una gran idea deslizar un anillo de constricción sobre la base del pene.

5. Anillos de constricción

Los “anillos de pene” que se utilizan cerca de la base del pene pueden reducir la velocidad a la que la sangre sale del pene. Al tiempo que los anillos de constricción no aumentan el flujo sanguíneo cara el pene, pueden alargar la erección cuando se consigue una de ellas (usando una bomba de vacío, por servirnos de un ejemplo).

Los anillos no se deben utilizar durante más de treinta minutos y se deben retirar de manera inmediata si siente frío, entumecimiento o bien dolor en el área genital.

6. Implantes

La tecnología de los implantes de pene mejora continuamente. Existen 2 géneros de implantes, los inflables que son tubos que se implantan en las cámaras de erección del pene y se inflan a través de una bomba hidráulica implantada en el escroto. Y los implantes dúctiles, son varillas semirrígidas y flexibles que se implantan en el pene, las que pueden ser manipuladas manualmente en situación erguida o bien fláccida.

7. Cirugías

La cirugía vascular pocas veces se efectúa, mas puede ser el último recurso para ciertos hombres. Existen algunos pacientes que pueden beneficiarse de la cirugía vascular, mas el número es menos del 1 por ciento de los hombres que tienen disfunción. Es el equivalente a un bypass coronario y son pocos los cirujanos que realizan estas prácticas médicas.